Composición 1El colectivo Delphi niega que pueda acogerse a las ayudas anunciadas. A partir de ahora, las protestas “irán a más”
Indignación y enfado. Estas eran ayer las dos sensaciones que representaban a los más de 500 ex empleados de Delphi reunidos por la tarde en asamblea. Muchos de ellos habían permanecido hasta la madrugada en Sevilla, frente a la Consejería de Empleo, a la espera de que los representantes de los cuatro sindicatos (CCOO, UGT, CGT y USO) salieran de la comisión de seguimiento que mantenían con la Junta. Ayer, lo primero que dejaron claro estos portavoces sindicales es que “es completamente mentira que la Junta nos vaya a dar ayudas”.
Tanto Jesús Serrano (CCOO) como Antonio Montoro (UGT), Miguel Paramio (USO) o Joaquín Sánchez (CGT) coincidían. Este último explicaba ayer en pleno corazón de Las Canteras (donde trasladaron la asamblea) que “dicen que pondrán en marcha estas ayudas, que para 2014 aún no están aprobadas, para mayores de 45 años, que no tengan ninguna prestación; la mayoría de nosotros está en esa franja de edad, pero el paro se nos acaba en septiembre y después tendremos la ayuda de 420 euros, es decir, que alguna prestación tendremos. ¿Quién va a poder acogerse entonces?”, se preguntó.
A continuación, el representante de CGT, ante la pregunta de cuál será el día a día de la antigua plantilla de Delphi, respondió de forma rotunda: “La calle, que es donde nos ha dejado la Junta. Nos tachan de privilegiados, cuando no somos más que víctimas, no hay más que vernos las caras”. Por eso ayer, la asamblea aprobó retomar las movilizaciones, que habían quedado aparcadas a la espera de la comisión, pero “serán más contundentes”.
También de forma inequívoca, otra de las frases más pronunciadas no sólo entre los representantes sindicales, sino también entre los ex empleados, fue llamativa: “La Junta nos utilizó para ganar las elecciones, cuando le convino; ahora nos deja tirados, en la calle”.
Jesús Serrano dijo que “cumpliendo los acuerdos firmados en 2007 con el colectivo de Delphi, gana Cádiz; si no se cumplen, pierde Cádiz. Aquí se creó un agujero industrial cuando se fue Delphi, cuando se fue Visteon, cuando se fue Gadir Solar y ese agujero lo tienen que cerrar los políticos, el Gobierno de la Junta, que son el PSOE e IU. No pedimos otra cosa que la reindustrialización”.
Antonio Montoro (UGT) añadió que “el grado de responsabilidad que teníamos los sindicatos en este colectivo ya no lo tenemos por cómo ha hecho las cosas la Junta, que es responsable de la situación a la que nos ha llevado y de lo que pueda ocurrir. El protocolo se ha ido modificando y no han cumplido. Ayer volvieron a demostrar que este Gobierno de la Junta es incapaz de traer empresas a la provincia de Cádiz”.
Miguel Paramio (USO), añadió que “hemos estado nueve meses esperando, creíamos que iba a haber algo en la mesa pero nos han vuelto a engañar. Ha sido una maniobra del PSOE y de IU y nos han cerrado todas las vías de diálogo y negociación. Creíamos en IU, pero nos han engañado también. Lamentamos la tomadura de pelo de la Junta por decir que habrá ayudas a Delphi, cuando es mentira. Lo que han planteado es simple y llanamente, cerrar el protocolo”.